Contraloría tomó razón del puente Chacao y quedó listo para iniciar su construcción

Foto: Archivo - Pedro Vera/Agencia UNO

Luz verde dio ayer la Contraloría General de la República al contrato firmado por el Ministerio de Obras Públicas y el consorcio de capitales brasileños, noruegos, franceses y coreanos “OAS, Hyundai, Systra, Aas-Jakobsen”, para la construcción del Puente colgante sobre el canal de Chacao, en la Región de Los Lagos por lo que, luego de este proceso, está todo listo para el inicio de las obras de construcción.

Esta mañana, en las oficinas del MOP, se reunió la ministra de la cartera, Loreto Silva, con el representante del consorcio y gerente de OAS, Jaume Serret, para informar del proceso realizado por Contraloría y coordinar los plazos de ejecución que vendrán a partir de hoy.

La protocolización del proyecto será en marzo próximo; en abril del presente año se realizará la entrega de terreno e inicio de la ingeniería definitiva y el inicio de las obras de construcción deberá ser antes de febrero del 2015. Para fines del 2019, deberá estar el puente construido y su marcha blanca se iniciaría a partir de abril del 2020, para que, desde julio del mismo año se ponga en servicio el puente. Su vida útil será de 100 años.

La ministra de Obras Públicas, Loreto Silva, a la salida de la cita, señaló que ha conversado con el futuro titular de la cartera, Alberto Undurraga, quien ha respaldado la obra. Llamó además a la tranquilidad a los chilotes porque esta obra “es una realidad”.

 

El gerente de OAS y representante del consorcio, Jaume Serret, se mostró contento tras la resolución dictada por Contraloría, indicando además que esta reunión sirvió para planificar futuras reuniones con el MOP, en especial en la etapa.

 

El Puente Chacao tendrá una longitud de 2.750 metros, siendo uno de los puentes colgantes más largos de América Latina. Además, contempla la construcción de tres pilares: el más alto, de 199 metros (altura similar a la de la torre Titanium de Santiago), que se instalará en la ribera norte; otra central de 175 metros de alto, que tendrá un diseño de “Y” invertida, para dar mayor estabilidad al puente; y una en la ribera sur del Chacao, de 157 metros.

Otras innovaciones del puente tienen que ver con la tecnología asociada al monitoreo de su estado como también para el tránsito y sistema de avisos de incendios y accidentes. Para estas tareas, se construirá un Edificio de Control en la ribera sur, que además alojará un centro de visitas para difundir el proyecto, pasarelas y miradores para que los chilotes y los visitantes de la isla puedan apreciar esta obra, que se convertirá en el icono de la isla de Chiloé.

 

Envía este artículo